Imprint o neutro

Imprint o neutro

Cuando empecé a hacer Pilates una de las preguntas que más hacia a mis instructores era: ¿imprint o neutro? Ahora que me encuentro en el otro lado, soy yo la responsable de dirigir la clase y guiar a las alumnas por los diferentes ejercicios, y compruebo que esa duda sigue “atormentando” a algunas alumnas y especialmente a las menos experimentadas.

La colocación pélvica es uno de los principios fundamentales de Stott Pilates, un principio que tiene que estar en cada ejercicio y que no debemos olvidar. Pero ¿qué es neutro? e ¿imprint?

NEUTRO

Fisiológicamente tenemos unas curvaturas naturales en nuestra columna. Cuando trabajamos en posición neutral dichas curvas se deben respetar, siendo esta la posición más segura para la espalda baja, dando sostén y estabilidad desde la cual podremos realizar los movimientos más eficientes y seguros.

Si hablamos de la pelvis y columna lumbar el neutro sería esa curva ligeramente convexa hacia delante que tenemos en la zona baja de la espalda. Estar en posición neutra no es un punto exacto y de ahí no te mueves, hay un rango de posición neutra, por lo tanto varía un poco dependiendo por ejemplo de la posición en la que te encuentres en cada momento.

La posición neutra es la zona ideal de movimiento, donde existe menor tensión sobre las estructuras pasivas (huesos, cartílago, articulaciones, ligamentos…), mejor amortiguación y reparto de carga; pero a la vez es donde el trabajo muscular es más activo a nivel profundo. La musculatura encargada de mantener el neutro es la estabilizadora: Transverso del Abdomen, Oblicuo interno, Suelo pélvico y Multífidos. Ésta es una musculatura resistente a la fatiga y está dispuesta a trabajar todo el día en el control de ese rango de movimiento, y feliz de hacerlo.

¿Porqué debes aprender a colocarte en neutro?

Las malas posiciones, patrones de movimiento incorrectos o un mal uso de nuestro cuerpo, provocan la disfunción de los estabilizadores y en su lugar usamos otros músculos cuya principal tarea es generar movimiento y no estabilizar.

Si padeces dolor inespecífico (no hay lesión diagnosticada) o molestias frecuentes en la zona lumbar o cadera, es muy probable que tu musculatura estabilizadora no esté trabajando bien, esté agotada o desactivada. La solución es trabajarla y aprender a colocarte en neutro o imprint cuando sea necesario.
Si no tienes problemas en la zona lumbar también es importante que aprendas a colocarte en neutro o imprint para evitar problemas en el futuro.

Ejemplo de ejecución de un ejercicio en posición neutra

neutro stott

Al tumbarnos boca arriba con las piernas flexionadas y apoyadas en la colchoneta debes sentir la pelvis relajada y el peso del sacro en la colchoneta. Ponemos el talón de las manos en las prominencias óseas de la pelvis EIAS y los dedos índice y medio en dirección al pubis, buscando una superficie paralela al suelo. Como imagen visualizamos un plato con sopa encima del abdomen que no se derrama. Luego pasamos nuestra atención a la zona lumbar, debemos de sentirla relajada, si no nos indicaría que los extensores de la columna están trabajando cuando no deben. La caja torácica apoyada, pero sin aplastarla.

La posición neutra es la posición en la que debemos ejecutar la mayoría de los ejercicios de pilates.

Vamos a dejar la explicación IMPRINT para el próximo post del blog.

¡ Gracias por leernos !

Artículo escrito por Elena Fernández, coordinadora profes dona10.

Si este post ha sido de tu agrado te agradecemos que lo compartas con tus amigos, y si quieres añadir algo más, ¡No dudes en dejarnos un comentario!Recuerda que también nos puedes encontrar en Facebook y en Twitter ¡Muchas gracias por estar ahí y hasta el próximo post!